Show simple item record

dc.rights.licenceAtribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional*
dc.contributor.authorPontificia Universidad Javeriana. Facultad de Teología
dc.contributor.editorCuda, Emilce
dc.date.accessioned2019-02-19T18:42:24Z
dc.date.accessioned2020-04-15T13:57:04Z
dc.date.available2019-02-19T18:42:24Z
dc.date.available2020-04-15T13:57:04Z
dc.date.created2017
dc.identifier.isbn9789587810561 (ePub)spa
dc.identifier.urihttp://hdl.handle.net/10554/40973
dc.description.abstractLos eticistas católicos de América Latina y el Caribe tienen algo para testimoniar. Eso que han visto, oído y tocado es lo que vienen a contar a la Conferencia de Bogotá. Interpelados por el sufrimiento de sus pueblos, denuncian y anuncian. Denuncian la injusticia que se manifiesta como violencia urbana, crisis política, trato deshumanizante a los migrantes, feminicidio, narcotráfico, prácticas médicas desconsideradas, trabajo en condiciones de precarización, atropello a los pueblos originarios, educación utilitaria, sistemas jurídicos parciales, democracias formales meramente funcionales, majestuosidad del mercado, idolatría del dinero y religión del consumo. Anuncian la justicia que se manifiesta como unidad en la diferencia, compasión ante el sufrimiento, misericordia hacia los débiles, participación de todos en las decisiones que atañen a la distribución de los bienes comunes, trabajo digno, educación liberadora y pluralista, democracias participativas, primacía de lo político sobre el mercado y religión de la comunión. Dicho de otro modo, los eticistas católicos denuncian la miseria a la cual el ser humano es sometido y anuncian, al mismo tiempo, la belleza de cada ser humano en particular, porque el ser humano es bello, bueno y verdadero, solo por ser creatura de Dios, y solo por eso vale la pena el anuncio y la denuncia. Saben que cada ser humano, siendo el último destinatario del mensaje liberador de Jesucristo, es digno de ser tratado justa y misericordiosamente. La dignidad del ser humano es la cuestión para la red. No se ignora la cruz y el sentido del sufrimiento, propios de la condición humana, pero tampoco se relativiza el sufrimiento como consecuencia de la injusticia estructural. En definitiva, no se trata de desplegar problemas particulares en cada ponencia de modo que se multipliquen los enfrentamientos y se diluya la verdadera lucha. Por el contrario, se trata de dar cada día la batalla final —la de la política grande por el Reino de los Cielos, como dice el papa Francisco—, al promover el bien y repudiar el mal. La batalla es una contra el mal que oprime al ser humano desde siempre, como es uno el fin colaborar con Jesucristo en la construcción del Reino de los Cielos. Sin embargo, cada vida cuenta.spa
dc.publisherEditorial Pontificia Universidad Javerianaspa
dc.relation.isversionofPrimera ediciónspa
dc.rights.urihttp://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/*
dc.titleHacia una ética de participación y esperanza : Congreso Latinoamericano de Ética Teológicaspa
dc.type.hasversionhttp://purl.org/coar/version/c_ab4af688f83e57aa
dc.description.cityBogotáspa
dc.type.localLibro completospa
dc.subject.armarcÉticaspa
dc.subject.armarcÉtica cristianaspa
dc.type.coarhttp://purl.org/coar/resource_type/c_2f33spa


Files in this item

Thumbnail
Thumbnail
Thumbnail

This item appears in the following Collection(s)

Show simple item record

Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional
Except where otherwise noted, this item's license is described as Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional